miércoles, 13 de noviembre de 2013

Padre bueno, Creador de todas las cosas. Acuérdate de tu acto creador especialmente de los seres humanos, que los has hecho a tu imagen y semejanza. Acuérdate oh Padre bueno, que tu Hijo ha dado la vida por ellos. Vuelve tus ojos misericordiosos a los que tanto has amado.
Oye nuestra súplica en favor de todos los que sufren por diferentes causas y la vida los tiene humillados. Olvida todo mal nuestro. Atráenos a todos hacia Ti. Que la Luz de tu Hijo Jesús nos purifique, que su gloria resplandezca y en Él y por Él devuélvenos la inocencia de tu acto creador, para que cantemos y dancemos de alegría como hijos tuyos, hermanos todos.  
San Francisco Javier

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Blogroll