martes, 27 de enero de 2015


«William Jennigns Bryan lo expresó perfectamente: “El destino no tiene nada que ver con la casualidad. Es cuestión de elección. No es algo que esperar, sino algo que conseguir”. Pero, si es así, significa que el destino es algo que debemos alcanzar conscientemente, no algo que debamos sufrir sin darnos cuenta. Es más, tal vez el destino tenga algo que ver con descubrir lo que deberíamos estar haciendo ahora, con moldear nuestra forma de ser en el mundo. No vivimos como crustáceos en el rompeolas, limitándonos a beber agua del mar a lengüetazos y absorbiendo plancton. Vivimos con un propósito más ambicioso, con algo que se espera de nosotros, con una sensación de conexión con el resto de la vida, no como plantas de un invernadero, cuidadas, pero que no crecen fuera de su entorno inmediato. El destino es el enemigo del egoísmo.»
Joan Chittister
1.- ¿Esperas o construyes tu destino?

2.- ¿A dónde te lleva el camino que transitas?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Blogroll