sábado, 7 de mayo de 2016

La mirada de Dios




7 de mayo

Con Jesús por la Mañana.  "Cuando María se miraba en los ojos de la aldea, se veía pequeña, como toda mujer. Cuando Dios Amor contemplaba a María, la encontraba única. María se acostumbró a sentir cómo la mirada de Dios se posaba sobre su rostro, y aprendió a verse con los ojos mismos de Dios."(Benjamín González Buelta SJ. El Rostro Femenino del Reino). ¿Cómo miras a los demás?

Con Jesús durante el día. Hoy meditaré sobre el don femenino expresado en la ternura, la delicadeza, la maternidad y la acogida como una riqueza para este mundo y expresión del Amor de Dios. Quiero imitar estas actitudes y volcarlas en gestos concretos con mis hermanos.

Con Jesús en la noche. Al cerrar el día agradezco las riquezas de la feminidad. ¿Acogí hoy este don con amor? Pido perdón. Mañana intentaré valorarlo con actitudes concretas de respeto y servicio hacia las mujeres que tengo más cerca.


viernes, 6 de mayo de 2016

Misterio de vida



6 de mayo

Con Jesús por la Mañana.  "Si las madres crean el futuro expresando la maternidad divina, este misterio abismal de vida llega a su éxtasis en María, joven, virgen y pobre de Nazareth, Madre de la Palabra siempre nueva bajo la sombra del Espíritu". Rezaré tres avemarías a la Virgen durante el día. (Benjamín González Buelta SJ, El Rostro Femenino del Reino).

Con Jesús durante el día. Hoy prestaré atención a la maternidad de María, a sus gestos de amor, para llevarlos a las personas con las que hoy me encuentre.

Con Jesús en la noche. Terminando el día doy gracias a María por ser Madre de todos y haber dado a luz en su seno al Salvador. ¿Transmití hoy en mi entorno el amor de María a los demás? Pido perdón. Mañana le pediré a Ella que me ayude a dar vida con mis gestos de amor, a mis hermanos, sus hijos.


jueves, 5 de mayo de 2016

La riqueza de la mujer




5 de mayo

Con Jesús por la Mañana.  Te doy gracias mujer, ¡por el hecho mismo de ser mujer! Con la intuición propia de tu feminidad enriqueces la comprensión del mundo y contribuyes a la plena verdad de las relaciones humanas. (San Juan Pablo II Vaticano 1995). Piensa, ¿De qué manera la mujer enriquece tu vida?

Con Jesús durante el día. Hoy prestaré atención a la riqueza que la feminidad aporta a este mundo, a aquellas acciones que dan y gestan vida tales como la delicadeza, la ternura, la acogida y la contención; procuraré tener estas con quienes me rodean.

Con Jesús en la noche. Agradezco hoy a Dios por la creación de la mujer en el mundo. ¿Reconocí y valoré hoy su aporte en la Creación como complemento necesario de lo masculino? Pido perdón si no lo hice así y mañana trataré de mirar con bondad y agradecimiento el don de la mujer.

miércoles, 4 de mayo de 2016

Vidas ofrecidas




Con Jesús por la Mañana.  Te doy gracias mujer-consagrada, que a ejemplo de la más grande de las mujeres, la Madre de Cristo, Verbo encarnado, te abres con docilidad y fidelidad al amor de Dios, ayudando a la Iglesia y a toda la humanidad a vivir para Dios una respuesta «esponsal», que expresa maravillosamente la comunión que Él quiere establecer con su criatura. (San Juan Pablo II Vaticano 1995). ¿Valoro lo suficiente el trabajo de las religiosas y consagradas en la Iglesia?

Con Jesús durante el día. Hoy tomaré un tiempo de mi día para tener un gesto de amor con alguna mujer consagrada (ya sea con la ayuda material o con la oración o con una visita si lo necesita).

Con Jesús en la noche. Hoy agradezco a Dios por todas las mujeres que han consagrado su vida al Señor. ¿Valoré suficientemente en este día su entrega a Dios y a la humanidad? Pido perdón. Me propondré orar por ellas cada día.


martes, 3 de mayo de 2016

Trabajadora




3 de mayo

Con Jesús por la Mañana.  Te doy gracias mujer-trabajadora, que participas en todos los ámbitos de la vida social, económica, cultural, artística y política, mediante la indispensable aportación que das a la elaboración de una cultura capaz de conciliar razón y sentimiento, a una concepción de la vida siempre abierta al sentido del «misterio», a la edificación de estructuras económicas y políticas más ricas de humanidad. (San Juan Pablo II Vaticano 1995.)

Con Jesús durante el día. Hoy reconoceré el trabajo sencillo y silencioso de alguna compañera de trabajo o de alguna mujer de mi casa y se lo agradeceré.

Con Jesús en la noche. Al terminar el día doy gracias a Dios por el trabajo de todas las mujeres de este mundo. ¿Fui hiriente con alguna compañera de trabajo, empleada o en el hogar? Pido perdón. Mañana haré el propósito de reconocer sus esfuerzos.


domingo, 1 de mayo de 2016

El Misterio de la Mujer




1 de mayo

Con Jesús por la Mañana. “La Iglesia desea dar gracias a la Santísima Trinidad por el "misterio de la mujer" y por cada mujer, por lo que constituye la medida eterna de su dignidad femenina, por las "maravillas de Dios", que en la historia de la humanidad se han realizado en ella y por ella» (San Juan Pablo II Mulieris Dignitatem n. 31). ¿Qué mujeres te han enriquecido?

Con Jesús durante el día. Miraré a la mujer como un regalo de Dios. Seré cortés y amables con ellas.

Con Jesús en la noche. Agradezco el día que termina. ¿Qué mujeres han sido significativas en mi vida? Hoy, ¿valoré suficientemente a la mujer? Pido perdón. Para mañana haré propósito de reconocer el valor de su existencia.

Blogroll